La Red de Áreas Escasamente Pobladas del Sur de Europa (SSPA) formada por CEOE Teruel, la Federación de Organizaciones Empresariales Sorianas y CEOE CEPYME Cuenca han mantenido esta mañana una reunión con Corina Cretu, comisaria europea de Política Regional durante su visita a Teruel y le han trasladado la necesidad de conseguir medidas legislativas y políticas encaminadas a revertir el proceso de despoblación, envejecimiento y fragilidad demográfica y económica que amenaza a estas tres provincias.

El presidente de CEOE Teruel Carlos Torre ha trasladado a la comisaria la necesidad de que en 2020 exista una política europea distinta para estas regiones escasamente pobladas. En España esta condición únicamente la tienen las provincias de Cuenca, Soria y Teruel porque son las únicas que reconoce la estadística oficial de la Unión Europea con la consideración de zonas escasamente pobladas.

Cretu Teruel Estas regiones despobladas del sur apenas habían recibido reconocimiento de su situación por parte de la Unión Europea hasta que entró en vigor en 2009 el Tratado de Lisboa, por lo que la red SSPA tratará de conseguir que la UE y los Estados miembros tengan en cuenta esta circunstancia y destinen el presupuesto oportuno de cara al próximo periodo de programación de los fondos europeos que arrancará en 2020.

El modelo a seguir es el que se ha puesto en marcha en las regiones del norte de Suecia y Finlandia y, especialmente, en las Tierras Altas e Islas de Escocia (Highlands and Islands), donde con un enfoque y prácticas adecuadas han conseguido invertir un largo proceso de despoblación y abandono económico, aumentando la población, rejuveneciéndola y convirtiéndose en una de las regiones más innovadoras y dinámicas de la Unión Europea.

Las organizaciones empresariales de Teruel, Soria y Cuenca ya han trasladado sus planteamientos, la ineficiencia de los fondos específicos disponibles en la actualidad para estos territorios y el acuerdo de colaboración que han suscrito al Gobierno de Aragón, que comparte la preocupación por la despoblación y que también trabaja en un plan para combatirla.

El problema de la despoblación no es nuevo, ni tampoco exclusivo de estas tres provincias españolas, pero la mayor gravedad y necesidad de tomar medidas urgentes para Teruel, Soria y Cuenca queda sobradamente reconocida en diferentes documentos, entre los que cabe citar el informe GEOSPECS que emana de una petición de la propia Comisión Europea; el Acuerdo de Asociación entre España y la Unión Europea 2014-2020; el Programa Operativo del FEDER de Aragón 2014-2020 y los acuerdos y pronunciamientos de instituciones como el Congreso de los Diputados, el Senado de España, los parlamentos de Aragón, Castilla y León y Castilla-la Mancha o las Diputaciones Provinciales de Teruel, Soria y Cuenca.